El uso de la miel en la cosmética

La mayoría de nosotros conocemos la miel como un alimento, ante todo, pero la industria de la cosmética y del cuidado personal está comenzando a aprovechar este ingrediente debido a sus beneficios nutritivos y únicos para la salud. Es probable que la mayoría utilice productos cosméticos que contienen miel e incluso no lo separan.

La miel está siendo utilizada en una amplia gama de productos no alimenticios, aunque su papel en el endulzamiento de alimentos y bebidos sigue siendo su mercado más popular.

Cada vez son más las personas que buscan recursos naturales como alternativas a productos de cosmética que utilizan ingredientes que la mayoría no sabemos ni pronunciar. Tener cierta seguridad sobre lo que estamos usando en nuestro cuerpo, y saber que no nos está haciendo daño ni a nosotros ni al planeta, es un camino que muchos están tomando.


La miel en la industria del cuidado personal

La miel puede ser usada en productos de cosmética como humectante, para retardar la pérdida de humedad de un producto, además de usar como fragancia y como agente acondicionador de la piel.

La industria de la cosmética ha experimentado un gran cambio en el comportamiento del consumidor en los últimos años, y los consumidores se han vuelto mucho más conscientes de los ingredientes utilizados en sus productos de belleza.

Los ingredientes que se derivan de superalimentos son cada vez más populares. Los consumidores quieren asegurarse de que los ingredientes se hayan obtenido de forma responsable y de que los productos sean buenos para la piel.

Beneficios de la miel en la cosmética

Aunque la miel se ha recolectado durante al menos 8000 años, todavía están descubriendo hoy en día la gran cantidad de beneficios que tiene para la salud.

  • Antibacteriano. El néctar recolectado de las flores es rico en azúcares naturales como la fructosa y la glucosa, la reacción de estos azúcares con las enzimas de las abejas da a la miel un pH ácido de alrededor de 3.9. Con esta acidez, las bacterias no sobrevivirán y la pegajosidad de la miel contribuyen a destruir otros microorganismos no deseados de la piel. Los productos de limpieza facial que contienen miel sirven para ayudar a tratar a personas que sufren de acné.
  • Hidratante. La miel extrae y absorbe la humedad del aire. Esto significa que tener la miel como ingrediente en un producto de cuidado personal ayuda a mantener la piel o el cabello hidratado. Además, la miel también se utiliza para tratar muchas afecciones dermatológicas. Es común que esté en jabones y cremas de cosmética.
  • Antienvejecimiento. Rica en antioxidantes, la miel tiene propiedades únicas que en un ingrediente ideal para ser utilizado en productos antiarrugas y antienvejecimiento. Gracias a los antioxidantes, la miel puede ayudar a las células de la piel a repararse y renovarse.

La miel es definitivamente un ingrediente deseado en el sector de la cosmética, y esto se intensificará a medida que los consumidores sean cada vez más conscientes de los ingredientes de sus cosméticos.

Todavía se está descubriendo el verdadero alcance de los beneficios para la salud de la miel, y la investigación científica y farmacéutica aún se encuentra en fases relativamente tempranas.

Esta entrada también está disponible en:
Ingles Francés

Deja un comentario